La 44ª reunión del Comité del Patrimonio Mundial de la Unesco inscribió 3 nuevos sitios italianos en la lista de lugares Patrimonio de la Humanidad. Se trata de la ruta “Padova Urbs Picta”, de la ciudad termal de Montecatini Terme y de la red de pórticos de Bolonia.

 

En lo específico, “Padova Urbs Picta” es el nombre del itinerario con el que la ciudad de Veneto ha nominado ocho sitios monumentales en los que se pueden admirar grandes ciclos pictóricos: el más célebre, por supuesto, es el de los frescos de Giotto en la Capilla Scrovegni.

 

 

Además de Padua, Montecatini Terme también se ha convertido en parte del Patrimonio de la Humanidad. Insertada en la categoría de las “Grandes ciudades termales de Europa” representando “un importante punto de intercambio de ideas innovadoras que han impulsado el progreso en el campo de la medicina y la balneología y al incremento de las actividades recreativas a través de la puesta en valor de los manantiales naturales”.

 

 

Fueron  unos días importantes para Italia; algo que enfatizó el Ministro de Cultura Dario Franceschini: “Ahora hay 58 sitios italianos registrados en la lista del Patrimonio de la Humanidad Unesco: junto con los 14 registrados en la lista representativa del patrimonio inmaterial de la humanidad, se convierten en 71 premios de la Unesco relativos al patrimonio cultural italiano”.

 

Una excelente parábola para la herencia histórica, artística y cultural italiana que culminó hoy con la inclusión de los “Pórticos de Bolonia” en la lista Unesco.

 

 

Bolonia es, de hecho, la ciudad que tiene más pórticos en el mundo: todos juntos miden, en longitud, más de 38 kilómetros solo en el centro histórico y alcanzan los 62 kilómetros junto con los del área metropolitana.

 

Nacidos a principios de la Edad Media para “ampliar” la superficie de los edificios privados, se han incrementado a lo largo de los siglos principalmente gracias al fuerte aumento de la población debido a la llegada de estudiantes y profesores a la Universidad de Bolonia.

 

El más grande, el pórtico de San Luca, mide 3.796 metros con 666 arcos, siendo el más largo del planeta… mientras que el más estrecho de la ciudad tiene apenas 95 centímetros de ancho.

 

Con estas tres nuevas asignaciones Italia es ahora el país que ostenta el récord de mayor número de Sitios Patrimonio Mundial de la Unesco, de los cuales 53 son culturales y 5 son naturales, lo que también lo convierte en el país con el mayor número de reconocimientos patrimoniales de carácter cultural.